73,6% de los colaboradores quiere flexibilidad en su vestuario para trabajar

73,6% de los colaboradores quiere flexibilidad en su vestuario para trabajar

Según una encuesta elaborada por Laborum.com y respondida por más de 6.000 personas, a las personas les gustaría que su empresa los dejara andar con ropa más informal o que por lo menos tuviesen un día a la semana con vestuario de calle.

Cuando entras a trabajar a un lugar, una de las primeras preguntas que te haces es ¿cómo debo ir vestido? Algunos dudan sobre la flexibilidad en la vestimenta o si es que existe algún tipo de reglamento interno que regule el vestuario dentro de la oficina. Un tema tan común, pero que muchas veces puede convertirse en una preocupación para los colaboradores.

Datos relevantes:

El 73,6% considera que un punto importante en la búsqueda de trabajo es que las compañías cuenten con el beneficio de flexibilidad en el vestuario.

Al 27,8% le gustaría que en su compañía estuviera permitido usar ropa más informal, mientras que el 16,3% cree que eso podría aplicarse algunos días a la semana.

El 54,4% piensa que es fundamental estar cómodos, para así poder realizar las tareas diarias sin problemas, ni malestares.

“Esto demuestra la importancia que tiene para los colaboradores el tipo de ropa que deben usar para poder trabajar, no solamente va en la comodidad sino que también tiene que ver con un tema económico, pues las personas deben gastar en ropa para trabajar y otra para vestir durante el fin de semana. También, es importante tener en cuenta que hoy en día el grupo laboral ha ido cambiando y hay distintos intereses, ya no importa solamente el sueldo,”

Sebastián Echeverría, gerente general de Laborum.com

Situación Actual:

A pesar de las preferencias de los colaboradores, el 43% de los encuestados detalló que en sus trabajos existe un código de vestimenta expresamente definido para ir a la oficina. De ellos el 14,8% debe ir con uniforme, mientras que el 11,5% tiene que asistir con ropa formal. Además, también comentaron que no hay una política de vestuario diferenciado (43,2%) como por ejemplo viernes informales o los muy famosos “jeans days”.

“Desde Laborum.com siempre recomendamos que los colaboradores puedan adecuarse a la cultura de la empresas, un tema que se ve  bastante reflejado en el vestuario que se usa en el lugar. Sin embargo, creemos que las compañías no deben ser tan extremas con un tema como este, pues una buena tenida, de término medio y que pueda hacer que las personas estén cómodas y a gusto realizando su trabajo, siempre influirá en un mejor clima laboral”, explica Sebastián Echeverría.

Ropa según la época del año

Las temperaturas extremas son un problema durante todo el año para quienes deben asistir al trabajo con ropa formal o semi formal, sobre todo para los que deben pasar varias horas en la calle, sin calefacción o aire acondicionado.

Este fue otro punto importante de la encuesta, que reveló que el 69% de las personas quieren flexibilidad en su vestuario laboral dependiendo de si es invierno o verano, sobre todo para quienes deben usar camisas, corbatas, zapatos cerrados y trajes más gruesos y ajustados cuando, por ejemplo, hace calor. Esto, sin importar el sexo, pues el 69,2% cree que para hombres y mujeres es un tema complicado. El 30% cree que no es necesario, pues por lo general en las oficinas el clima es adecuado para trabajar sin problemas.

“A veces es importante flexibilizar un poco el vestuario en casos más extremos, por ejemplo en la temporada de verano, en meses como enero y febrero en la que las temperaturas son bastantes altas, las empresas podrían evitar el uso de corbatas o chaquetas de traje, sobre en el caso de los hombres, pues para las mujeres suele ser un poco más flexible. La idea es siempre mantener un ambiente cómodo dentro de la oficina para así disminuir el calor”, agrega Sebastián Echeverría.

Déjanos tu comentario

Tu direccion de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancel reply